Una palabra define la situación actual de Atlético Nacional y es: incertidumbre. Se rompió el proyecto glorioso, ganador y competitivo de Atlético Nacional durante los últimos años, un equipo que demostró categoría y compromiso ante los momentos más angustiosos y salió bien librado, un grupo que se sostuvo y que demostró por qué es el más grande, y al parecer este es el punto sin retorno, sitio muerto.  No hay un ejemplo para citar en toda la historia del fútbol; donde se rompa un proceso ganador con tanta torpeza como en Nacional.

Ayer se inauguró el Centro de Alto Rendimiento del Club Atlético Nacional, un lugar para que los integrantes del cuadro Verde tengan una cultura de entrenamiento como cualquier futbolista de élite.

La propuesta de este centro fue de Juan Pablo Ángel y

el profe Juan Carlos Osorio quien se encontraba en el evento, manifestando que allí los jugadores pueden aprovechar al máximo su condición física y potenciarla para beneficio del Club.

 

31 de mayo de 1989, día histórico para el futbol profesional colombiano, por primera vez un equipo de nuestra tierra conquistaba el continente, mi viejo, describe ese día como algo extraordinario un día del que solo pueden hablar las personas que lo vivieron.

Con esa idea y con imágenes que

 

La espera se hacía larga, Por 27 años aquel momento que tanto había esperado se empezaba a gestar. El equipo y la hinchada tenían un objetivo claro y todos juntos íbamos hacer hasta lo imposible por lograrlo.

Fue un partido difícil, de entrada el visitante nos complicó con un gol de penalti tempranero que hacía que los nervios estuvieran a flor de piel, aquella angustia marcada por una fría noche.

Ese día corriste como nunca.